Ella vivió en este mismo barrio toda su vida, no se veía en ningún otro lado. Por eso, junto con su esposo tomaron la decisión de arreglar completamente un apartamento pequeño con una gran vista. 

Diseñamos unas sillas de comedor con color y madera para generar contraste. Creamos unas poltronas que transmiten la sensación de estar en las nubes y amoblamos la espaciosa terraza con materiales resistentes y acogedores. 

MÁS IMÁGENES DEL PROYECTO